Alimento para el alma

Me he tenido que ir a la otra parte del mundo para darme cuenta del inmenso placer que es compartir tu tiempo con los que de verdad lo necesitan.

Hace unos días conocí a un australiano, un tipo genial que lleva viviendo 2 años en Surabaya. Me comentó que todos los domingos va a visitar a los niños de un orfanato a media hora de aquí. No tuve que pensar la respuesta cuando me invitó a ir.

Es difícil describir el sentimiento de felicidad cuando te regalan una sonrisa que viene de lo más hondo del corazón.

Yo también quise regalarles algo especial, así que saqué mis cartas y dejé que la magia los sorpendiera.

El asombro es algo terriblemente contagioso, así que pronto estaba rodeado por una multitud creciente de ojos brillantes.

Y así, entre risas, juegos y magia, he descubierto que la verdadera felicidad no la puedes alcanzar, te la tienen que regalar.

Dicen que hay momentos en la vida en las que ocurre algo que lo cambia todo, éste ha sido uno de esos momentos para mí.

 

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

9 respuestas a Alimento para el alma

  1. bitozoid dijo:

    Facebook -> Compartir.

  2. elena dijo:

    me encanta tu nueva vida. Hacer reir a los demas es lo mejor del mundo. Sigue asi viki.
    Un besote grande desde canarias.

  3. Wiwid DVM dijo:

    You are so great! You look like an angle who give them happiness. You have a sweet heart…. a miracle will come to your life.

  4. Víctor dijo:

    @bitozoid: Gracias 🙂
    @ele: Eleeeee!!!! Que alegría saber de ti… un besote enorme 🙂
    @Wiwid: You make me blush 🙂 Thanks for your words and I hope we can talk again soon

  5. Sergio dijo:

    ¡Me has dejado los pelos de punta, compañero!

  6. ¡Qué buen blog! Lo encontré hace tiempo, hoy lo encuentro de nuevo. Felicitaciones.

  7. Pingback: Más que un safari | Viviendo en Indonesia

  8. Maria Toll dijo:

    No tiene precio lo que estás viviendo 🙂
    Cosas como la que cuentas en esta nota te enseñan más que nada en este mundo. Ojalá pueda vivir eso pronto, muy pronto!
    Personas tan humanas, que te transmiten tantas cosas, tantos sentimientos. Qué enriquecedor, y qué bello!
    Un saludo Víctor!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s